Ir al contenido principal

Fuiste Creado

Hola...
Quisiera en esta hermosa tarde compartir con ustedes estas breves palabras. Fuiste creado por Dios, él pensó en ti. Estas vivo por que Dios lo guiso así. El Señor cumplirá en ti todos sus propósitos y todo lo que te ha prometido. Te conoce por dentro y por fuera. Y cada lagrima que deramas, Dios las recoge y cuida por ti. Siempre esta al pendiente de ti en todo momento. Recuerda que Dios no hace nada por casualidad, ni comete errores. Con cada uno de nosotros el tiene un propósito, incluso cada uno tiene un propósito en esta vida. El motivo de Dios en todo esto es el gran amor por cada uno de nosotros. 

Dios que formo la tierra...no la creo para dejarla vacía, sino que la formo para ser habitada.
Dios dice: A quienes ha cargado desde el vientre, y he llevado desde la cuna. Aun en la vejez cuando ya peinen canas, yo seré el mismo, yo los sostendré. Yo los hice y... cuidare. 

Si Dios no existiera el mundo carecería de propósitos, sentido y de significado. Incluso seria todo un tremendo error y desastre. No habría bien, sino mal, ni esperanza. Tomamos sentido y propósito cuando estamos con Dios.



Romanos 12:3

Digo, pues, por la gracia que me es dada, a cada cual que está entre vosotros, que no tenga más alto concepto de sí que el que debe tener, sino que piense de sí con cordura, conforme a la medida de fe que Dios repartió a cada uno.

Isaías 44:2

Así dice Jehová, Hacedor tuyo, y el que te formó desde el vientre, el cual te ayudará: No temas, siervo mío Jacob, y tú, Jesurún, a quien yo escogí.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Salmo 23

Salmos 23
El Señor es mi pastor, nada me faltará. En lugares de verdes pastos me hace descansar; junto a aguas de reposo me conduce. El restaura mi alma; me guía por senderos de justicia por amor de su nombre. Aunque pase por el valle de sombra de muerte,no temeré mal alguno, porque tú estás conmigo; tu vara y tu cayado me infunden aliento. Tú preparas mesa delante de mí en presencia de mis enemigos; has ungido mi cabeza con aceite; mi copa está rebosando. Ciertamente el bien y la misericordia me seguirán todos los días de mi vida, y en la casa del Señor moraré por largos días.

Salmo 35

Salmos 35
Disputa, oh Jehová, con los que contra mí contienden; Pelea contra los que me combaten.
Echa mano al escudo y al pavés, Y levántate en mi ayuda.
Saca la lanza, cierra contra mis perseguidores; Di a mi alma: Yo soy tu salvación.
Sean avergonzados y confundidos los que buscan mi vida; Sean vueltos atrás y avergonzados los que mi mal intentan.
Sean como el tamo delante del viento, Y el ángel de Jehová los acose.
Sea su camino tenebroso y resbaladizo, Y el ángel de Jehová los persiga.
Porque sin causa escondieron para mí su red en un hoyo; Sin causa cavaron hoyo para mi alma.
Véngale el quebrantamiento

Imágenes no juzgar